Cazuela de bacalao

Cazuela de bacalao: Tienes ante ti un excelente plato para cuidar tu corazón. El bacalao (y otros pescados en salazón) es una excelente fuente de salud por sus altas propiedades nutritivas y dietéticas. Los salazones en general y el bacalao salado en particular en sus múltiples presentaciones (curado, desalado refrigerado, desalado congelado) aporta una serie de propiedades adicionales que lo convierten en un alimento especialmente saludable y nutritivo, ya que tiene poca grasa (es un pescado blanco) y es una fuente de proteínas, vitaminas y sales minerales.

Un consejo: En contra de lo que pueda parecer, el bacalao es adecuado aunque tengas problemas de hipertensión, ya que es bajo en sodio y rico en potasio.

Datos de preparación

Tiempo: SÓLO 18 minutos
Dificultad: Baja
Coste/ ración aprox.: 1,50€

Índices de salud

Rico en: fósforo, vitaminas y proteínas
Valor calórico: Bajo
Tasa colesterol: Baja

Utensilios, sólo necesitas

Sartén mediana o cazuela
Tapadera
Tabla de cortar
Cuchillo cebollero
Pala para remover

Cazuela de bacalao, ingredientes para 2/3 personas

2-3 lomos de bacalao desalado (congelado)
1 cebolleta mediana (o 2 pequeñas)
1 lata de pimiento rojo asado en tiras
2 dientes de ajo
8-10 tomates de pera baby
1 vaso pequeño de vino blanco seco
1 ramita de perejil
Sal
Pimienta negra molida
2 cuch. soperas de aceite de oliva

Cazuela de bacalao, preparación paso a paso

Para no olvidar nada, antes de empezar pon siempre todos los ingredientes a la vista

  1. Pon la sartén (o cazuela) con el aceite a calentar. Mientras, pela y pica los dientes de ajo. Pela y corta en medias lunas la cebolleta (incluso el tallo verde). Échalo a la sartén y sofríelo hasta que la cebolleta tome un poco de color. Sazona.
  2. Lava y corta por la mitad los tomates  y agrégalos a la sartén. Añade también el perejil y una pizca de pimienta. Rehógalo todo junto, a fuego medio-alto, unos 5 minutos. Agrega el vino. Deja evaporar el alcohol y que se reduzca.
  3. Entre tanto, salpimenta ligeramente los lomos de bacalao y añádelos a la cazuela, junto con las tiras de pimiento rojo asado.
  4. Cuece tapado y a fuego medio-bajo, durante 7 minutos más. Espolvorea un poco más de perejil por encima y sirve.

Sugerencias/Trucos: Echa la sal con mucha precaución, pues se trata de bacalao desalado. Siempre es mejor tener que rectificar que “pasarse”.
– Antes de servir, comprueba que el punto de sal está a tu gusto y al de tu familia.
– Revisa bien que el bacalao no tenga espinas.
– Si lo prefieres, puedes retirar la piel del bacalao antes de cocinarlo. Si bien te diré que yo prefiero hacerlo con la piel porque aporta la gelatina propia del bacalao.
– El bacalao puedes comprarlo en salazón y desalarlo tú en casa. Ten en cuenta que tendrás que tenerlo 12 horas mínimo en remojo y cambiarle el agua al menos 3 veces durante esas 12 h.
– Para mi es muy cómodo comprarlo ya desalado, justo a su punto de sal y congelado. De este modo, lo tengo siempre a punto en el congelador y puedo hacer este plato en cualquier momento. Por supuesto que, en este caso, hay que tener en cuenta descongelarlo con antelación.

VER PASO A PASO

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO

Últimas publicaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.