Huevos rellenos de queso Roquefort

Huevos rellenos de queso Roquefort

Huevos rellenos de queso Roquefort

Como ya he comentado en alguna otra ocasión, en casa, los huevos rellenos nos gustan mucho…. y el queso Roquefort ¡también! asi que he unido estos 2 elementos para hacer un relleno diferente y original.

Es un relleno fácil de preparar, sencillo y barato. En esta ocasión he hecho una mezcla de dulce-salado, que le va perfecta y le da un toque diferente, elegante y sabroso.

Un consejo: Como estos huevos rellenos de queso Roquefort quedan tan extremadamente sabrosos, prepara más cantidad de la cuenta porque, si, por casualidad te sobran (que lo dudo, jaja), puedes guardarlos en un táper para la noche o para el dia siguiente ¡¡estarán aún más ricos!!

Datos de preparación

Tiempo: SÓLO 15 minutos
Dificultad: Baja
Coste/ unid.aprox.: 0,50€

Índices de salud

Rico en: proteínas, minerales y vitaminas
Valor calórico: Bajo
Tasa colesterol: Baja

Utensilios, sólo necesitas:

Cazuela pequeña
Bol mezclador (plato hondo)
Tabla de cortar
Cuchillo cebollero

Huevos rellenos de queso Roquefort, video paso a paso

Suscríbete a mi canal de YouTube para que te avise cada vez que publico una video receta nueva. SUSCRIBIRME

Puedes ver este video en YouTube para poder comentarlo y darme un Me Gusta.

Huevos rellenos de queso Roquefort, ingredientes 

Huevos tamaño L: 5 unidades
Queso crema (tipo Philadelphia): 3 cuch. soperas
Queso Roquefort: 70-80g.
Pasas de Corinto (o sultanas): 1 cuch. sopera
Nueces peladas: 2 cuch. soperas
Leche (de vaca o vegetal): 2 cuch. soperas

Para emplatar (opcional)

Endivias: 1-2 unidades
Zanahoria en tiras (encurtidas): 3 cuch. soperas
Sal
Aceite de oliva: 1-2 cuch. sopera

Huevos rellenos de queso Roquefort, preparación paso a paso

Para no olvidar nada, antes de empezar pon siempre todos los ingredientes a la vista

  1. Cuece los huevos: Pon los huevos en un cazo, cúbrelos con agua y, a partir de que arranque a hervir, cuécelos durante 10 minutos. Cuando estén los huevos cocidos, ponlos a enfriar en agua fria.
  2. Pon a punto los ingredientes: Mientras se cuecen los huevos, pica las nueces y las pasas (ver cómo en el video). Lava y seca las hojas de endivia. Escurre las tiras de zanahoria. Reserva.
  3. Prepara el acompañamiento: Corta las hojas de endivia y ponlas en un plato hondo. Agrega las tiras de zanahoria y alíñalo con una pizca de sal y aceite de oliva. Mezcla bien y reserva (según temporada, en el frigo o a temperatura ambiente). 
  4. Pela y corta los huevos: por la mitad a lo ancho (no a lo largo). Corta los extremos para que asienten bien los huevos (ver detalle en el video). Retira con cuidado las yemas y ponlas en un plato hondo (o bol). Las claras, déjalas aparte para rellenarlas
  5. Haz el relleno: Con la ayuda de un tenedor, chafa las yemas. Agrega los 2 quesos y mezcla bien hasta obtener una masa homogénea. Añade la leche, las pasas, las nueces picadas y vuelve mezclar hasta obtener una mezcla homogénea.
  6. Acondiciona la fuente de servir: coloca en toda la base el acompañamiento que tienes reservado. Hazle unos pequeños huecos para asentar mejor los huevos una vez estén rellenados.
  7. Rellena: Con la ayuda de una cuchara pequeña, rellena generosamente cada mitad de huevo y ve colocándolos en la fuente de forma armoniosa y estética.
  8. Emplata: Decora por encima de cada mitad de huevo relleno con unos trocitos de nuez, de pasa y de queso Roquefort, de manera que sea más vistoso su aspecto. Sirve fresco o a temperatura ambiente (según temporada).

Huevos rellenos de queso Roquefort, sugerencias/trucos

 Para cocer los huevos, yo siempre parto de agua fria y luego, a partir de que empieza a hervir, cuento los 10 minutos de cocción que requieren los huevos duros. NUNCA los echo con el agua hirviendo porque, por lo general, suelen reventarse (debido al cambio brusco de temperatura).

– Para manejar bien los quesos a la hora de hacer el relleno, sácalos del frigorífico con antelación.

Para ver cómo se cuece el huevo perfecto, clica aqui

– Con 5 huevos, obtenemos 10 medios huevos rellenos. En función del nº de comensales y de lo que tengan por costumbre comer, puedes poner más o menos huevos y, por tanto modifica, proporcionalmente, las cantidades de los ingredientes.

– Para el día que tengas mucha-mucha prisa, ten en cuenta que puedes comprar los huevos duros ya cocidos en (casi todos) los supermercados y grandes superficies.

– Como has podido comprobar, solo he aliñado la base de la fuente donde están emplatados los huevos.  Al relleno no le he puesto ni pizca de sal, ya que el queso Roquefort es potente de sabor.

– Yo le he puesto zanahorias en tiras encurtidas porque le va muy bien a este relleno, pero si lo prefieres, puedes rallarle zanahoria fresca.

– Si lo prefieres, en lugar de queso Roquefort puedes utilizar queso azul, no es lo mismo, pero se le parece.

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO

Últimas publicaciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.