Mini brocheta de langostino y piña

Mini brocheta de langostino y piña: Maravillosa y vistosa combinación, sencilla pero que presentada en forma de mini brocheta tiene una presencia de lujo. No da nada de trabajo prepararlos ni se ensucia nada, asi que es un bocado ideal para el aperitivo de cualquier día, pero sobre todo, de domingos y festivos.

Un consejo: Por la alta cantidad en colesterol que contienen los langostinos, no es recomendable que las personas que tengan un nivel de colesterol alto abusen de ellos.

Datos de preparación

Tiempo: SÓLO 10 minutos
Dificultad: Baja
Coste/ unid. aprox.: 0,50€

Índices de salud

Rico en: proteínas, minerales y vitaminas
Valor calórico: Bajo
Tasa colesterol: Media

Utensilios, sólo necesitas:

Tabla de cortar
Cuchillo cebollero

Mini brocheta de langostino y piña, ingredientes para 10 unid.:

1 bote de piña al natural
15-20 langostinos cocidos
1 bolsa de brotes de lechuga

 

Los campos marcados con un * son requeridos

Mini brocheta de langostino y piña, preparación paso a paso:

Para no olvidar nada, antes de empezar pon siempre todos los ingredientes a la vista

  1. Pela los langostinos dejando sólo la cola. Corta en rodajas la piña y luego haz trozos de unos 2-3 cms
  2. Ensarta a tu gusto en la mini brocheta, alternando ambos ingredientes.
  3. Pon en una fuente o plata los brotes de lechuga y, sobre éstos, distribuye armoniosamente las mini brochetas. Sirve fresco o a temperatura ambiente (según temporada)

Sugerencias/Trucos: Pon a tu gusto la cantidad de langostino y piña por cada brocheta. Alterna para que no todas sean iguales, es decir, en 1 pones 2 langostinos y 1 trozo de piña, en otra, 2 trozos de piña y 1 langostino…etc.
– Ya sabes que yo siempre utilizo las bolsas de lechuga y de brotes, limpias, cortadas, listas para usar...por la cantidad de tiempo y trabajo que me ahorra. Pero – lógicamente –  tu puedes elegir qué tipo de lechuga quieres utilizar.
– También suelo usar la piña entera pelada y envasada al natural porque me ahorro mucho tiempo y trabajo de pelarla y quitarle todos los “ojos”. La piña a la que me refiero, es ésta que ves en la foto de aqui abajo. Pero si tu quieres utilizar la que viene entera y hay que “trabajar” tu misma, pero ten en cuenta el tiempo y el trabajo de más que te das y el desperdicio que tiene (cáscaras, penacho..) y que también pagas. No es difícil de encontrar, pues la venden ya en muchos supermercados: Aldi, Mercadona por ejemplo.

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO

Últimas publicaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.