Pasta con pollo

Pasta con pollo: una completa y diferente manera de comer un buen plato de pasta, pudiendo resultar – para l@s que no sean muy comilones –  un excelente Menú de Plato Único. ¿Cuántas veces la pasta nos ha sacado de un apuro ese día que no se nos ocurre nada más? Pero, precisamente por eso, acabamos cocinándola siempre de la misma manera y, por lo general con la consabida salsa de tomate, verdad?. Pero hoy te traigo una nueva idea, completa, nutritiva y muy, muy atractiva, para que tú y tu familia podáis disfrutar de diferentes formas de consumir este rico ingrediente que es la pasta. Pruébala de esta manera, seguro que pasará a formar parte de tu recetario particular, sin duda.

Un consejo: La pasta es muy alimenticia, por lo que te recomiendo la pongas en tu mesa al menos, 2 veces a la semana.

Datos de preparación

Tiempo: SÓLO 18 minutos 
Dificultad: Baja
Coste/ ración aprox.: 1,20

Índices de salud

Rico en: hidr.de carbono y proteinas
Valor calórico: Medio
Tasa colesterol: Baja

Utensilios, solo necesitas

Cazuela mediana
Escurridor
Pala de remover

VER PASO A PASO

Pasta con pollo, ingredientes para 2/3 personas

125g. de pasta corta (yo he utilizado pajaritas)
1 pechuga de pollo mediana (cortada a dados)
1 lata pequeña de champiñones laminados
1 vaso pequeño de vino blanco (12cl.)
75g. de queso rallado (al gusto)
1 ramita de romero fresco (o, en su lugar, romero seco)
Sal
Pimienta negra molida
2-3 cuch. soperas de aceite de oliva

Pasta con pollo, preparación paso a paso

Para no olvidar nada, antes de empezar pon siempre todos los ingredientes a la vista

  1. Pon la cazuela con abundante agua con sal a hervir. Cuando hierva, echa la pasta y cuece siguiendo las indicaciones del fabricante (procura dejarla “al dente”).
  2. Mientras, salpimenta el pollo y escurre los champiñones. Cuando esté la pasta al punto, escurre y reserva.
  3. En la misma cazuela, echa el aceite y dora en él los dados de pollo (deben quedar bien doraditos).
  4. Agrega los champiñones, el vino y la ramita de romero.  Deja que se evapore el alcohol y se reduzca el vino (aprox. 3-4 min. a  fuego medio)
  5. Echa de nuevo la pasta a la cazuela y remueve para que se mezcle bien con el resto de ingredientes y – de paso – se caliente. Sirve espolvoreando con el queso rallado.

Sugerencias/Trucos: Pide a tu carnicero que te de la pechuga de pollo cortada. Te ahorrarás tiempo y trabajo.
– Normalmente, suelo guardar un vasito del agua de la cocción de la pasta y si me parece que queda algo seco, le echo un poquitín, justo para que quede más jugoso.
– Aprovecha el tiempo de cocción de este plato, para preparar el acompañante que hayas elegido o bien, el postre.

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO

Últimas publicaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.